¿No te entran las matemáticas? Puede tratarse de discalculia

image

En los colegios y universidades es habitual ver muchachos angustiados delante de una hoja cuadriculada, que presionan su cabeza con las manos como si quisieran hacer fluir la inteligencia, mientras sus neuronas se calcinan intentando procesar el resultado de un problema numérico.

Pero, ¿hasta qué punto esto es una dificultad pasajera, y cuándo se trata de un trastorno del aprendizaje?

Si los apuros para entender las matemáticas persisten y es imposible para alguien comprender las matemáticas, puede que se trate de discalculia. Las dificultades normales son síntomas del desarrollo que afectan el rendimiento de un estudiante, y que eventualmente desaparecerán. Pueden deberse a falta de interés por la asignatura, o a afecciones emocionales como la pérdida de un ser querido. Pero, si se presenta discalculia, la eficiencia en las matemáticas siempre estará por debajo de lo esperado, sin importar las circunstancias externas.

Aunque resulte un poco duro de asimilar, la discalculia es una condición intrínseca del individuo, es decir, dura toda la vida. No tiene cura, pero el alumno puede recibir una reeducación que le permita comprender un poco más las matemáticas y así evitar mayores aprietos en su vida estudiantil.

Si se detecta tempranamente, el niño puede ser más propenso a recuperarse, y, por este motivo, los maestros deben prestar atención al proceso de aprendizaje y descubrir cualquier indicio.
Lamentablemente, los profesores tienen muy pocos conocimientos sobre la discalculia, según estudios realizados por la Universidad del Norte. Aunque siempre ha existido, ésta ha sido escasamente diagnosticada, pero hoy se cuenta con evaluaciones formales que permiten detectarla y tratarla.

Por ser de orden genético, la discalculia es hereditaria. Los pacientes generalmente presentan antecedentes en la familia, y conocerlos facilita el diagnóstico.

5 Me gusta

Un estudiante que no recibe la orientación adecuada, puede terminar renunciando a sus responsabilidades ante la presión de sentir que no está en capacidad de superar sus impedimentos. La falta de ayuda pedagógica es la causa de muchas repeticiones de años y semestres académicos, puesto que en ocasiones no hay conciencia del trastorno que presenta el alumno.

La discalculia también ocasiona problemas fuera de las aulas. Un joven afirma que se le dificulta efectuar cálculos tan simples como contar su dinero:

“No entiendo las matemáticas por más que estudio. Incluso, me cuesta mucho trabajo sacar en la mente cálculos sencillos, como contar si los vueltos de una compra están completos o saber cuánto tengo que aportar cuando voy a comprar algo entre varios amigos. Por eso, evito pagar el taxi o las cervezas para después arreglar, porque nunca entiendo cuánto tengo que recibir de cada quien.”

Por Raiza Jiménez

1 le gusta

Interesante!!! No sabia, gracias por compartir

Gracias Marilu que alegria volver a verle.escribir …en estas interesantes paginas que cada dia se . irán tornando mas interesantes.

Un Abrazo Marilu Gracias.

1 le gusta

image

1 le gusta

DISCALCULIA

Etiología:

Independiente del nivel mental, de los métodos pedagógicos empleados, y de las perturbaciones afectivas, se observa en algunos niños la dificultad de integración de los símbolos numéricos en su correspondencia con las cantidades reales de objetos

El valor del número no se relaciona con la colección de objetos

Se constatan igualmente dificultades en efectuar una buena coordinación espacial y temporal, relación que desempeña un papel importante en el mecanismo de las operaciones y dificulta o imposibilita la realización de cálculos

Por lo general, el niño disléxico que rota, transpone o invierte letras o sílabas, repite los errores con los números (6 x 9 ); (69 x 96); (107 x 701).

Esto, como es lógico, puede retrasar notablemente el aprendizaje numérico y aritmético, y desencadenar una discalculia

Dificultad en el grafismo de los números o la interpretación de las cantidades

Dificultad en los mecanismos matemáticos y en las operaciones y actividades de comprensión aritmética

Detección

Los primeros indicios de discalculia se puede observar en el niño que, ya avanzado en su primer grado, no realiza una escritura correcta de los números y que, no responde a las actividades de seriación y clasificación numérica o en las operaciones

En los niños de grados mayores está afectado el razonamiento, resultando imposible la resolución de los problemas arimeticos más simples.

El maestro debe alertarse principalmente si en el área de lectoescritura no aparecen fallas ni retraso alguno

Diagnóstico

Ante la sospecha de una discalculia observada en el trabajo diario escrito y oral del niño, o ante reiterados fracasos en las evaluaciones de matemáticas, se debe realizar un sondeo de dificultades numéricas en forma individual con el niño

Se puede administrar:

Ø Dictados de números
Ø Copiados de números
Ø Cálculos no estructurados mediante juegos o gráficos
Ø Situaciones problemáticas – lúdicas
Estas actividades apuntan a diferenciar el tipo de error cometido

  • Grafico - Numérico
  • Del calculo
  • Del razonamiento

Tratamiento

En este caso, el tratamiento es individual y, en un primer momento, el niño deberá realizar actividades junto a un maestro de apoyo o bien con la familia (previo entrenamiento escolar). Después de un periodo de trabajo conjunto, se impulsará al niño a la practica

Todos los ejercicios de rehabilitación matemática deben presentar un atractivo interés para que el niño se predisponga al razonamiento, en prime termino por agrado o por curiosidad , y luego, proceder al razonamiento matemático

En ausencia de trastornos orgánicos graves, hay que proceder a la reeducación, con el empleo progresivo de objetos que se ponen en relación con un símbolo numérico, para instaurar en el individuo la noción de cantidad y la exactitud del razonamiento

La adquisición de destreza en el empleo de relaciones cuantitativas es la meta de la enseñanza a niños discalcúlicos. A veces es necesario comenzar por un nivel básico no verbal, donde se enseñan los principios de la cantidad, orden, tamaño, espacio y distancia, con el empleo de material concreto

Los procesos de razonamiento, que desde el principio se requieren para obtener un pensamiento cuantitativo, se basan en la percepción visual, por bloques, tablas de clavijas

Además, hay que enseñar al niño el lenguaje de la aritmética: significado de los signos, disposición de los números, secuencia de pasos en el cálculo y solución de problemas

PsicoPedagogia

DORA :fireworks: , MUCHAS GRACIAS, MUY AMABLE, UNA BONITA NOCHE…

Buen temita

1 le gusta


BONES BIENVENIDA…AL FORO “EDUCACION PARA JOVENES ESTUDIANTES”
BIENVENIDA LINDA AMIGA… GRACIAS, Y PARA TI TAMBIEN UN FELIZ INICIO DE SEMANA…

.image

Buen temita
image