Misfrases favoritas

Solamente aquel que es demasiado fuerte para perdonar, una ofensa sabe “amar”.

Se habrán dicho muchas cosas, se habrán escrito muchos libros, pero mientras tu corazón no sienta nada, sabrás del amor verdadero.

Sólo los ojos conservan su juventud.

Ámame cuando menos lo merezca, ya que es cuando más lo necesito.

El dolor es inevitable, el sufrimiento es opcional.

Amar es enamorarse de la misma persona todos los días, sin hacer antigüedad, evitando la monotonía.

Se habrán dicho muchas cosas, se habrán escrito muchos libros, pero mientras tu corazón no lo sienta, nada sabrás del amor verdadero.

Siempre en el amor hay un poco de locura pero en la locura hay un poco de razón.

No importa el exterior… tampoco el interior.

El amor no es fantasía, el amor es poesía y es por eso que te digo que yo te amaría, aunque tú no me quieras.

Si quieres saber cuanto te quiero cuenta las estrellas del cielo…

Quisiera ser mariposa con alitas de algodón, para entrar en tu pecho y robarte el corazón.

No me hagas llorar, me acostumbro a que ya no estas y, aunque no quiera, lo admitiré ya que es la verdad…

El amor es una condición en la que la felicidad de otra persona es condición imprescindible para su propia felicidad.

No dejes que te roben el corazón, deja las puertas abiertas para que lo tomen con amor.

El amor lo inventó un chico con los ojos cerrados, por eso somos ciegos todos los enamorados…

Sé que no puedo volar, pero hay alguien que me hace sentir que lo puedo hacer, y esa persona eres tú.

Guardame en tu corazón y que no se te olvide, que he muerto al perderte porque tú eras mi vida.

Por ti daría todo, pero… ¿qué podría darte, si todo lo que poseo, es tuyo?

Por ti suspiro, por ti vivo, por ti soy capaz de entregar mi vida entera, porque eres la persona ideal para entregarte todo el amor y pasión que se desprende de mi cuerpo.