Higiene mental

El cuidar la salud es objeto imprescindible para el trabajo interior, hay que cuidar no solo el alimento y la higiene física , si no también el alimento y la higiene mental. El buen pensamiento ayuda a uno a estar mejor, el pensamiento negativo, empobrece el Espíritu y consume grandes dosis de energía. El hablar en demasía también consume energía que es necesaria para otros procesos mas sutiles.
Serenar la mente ayuda para que nuestras palabras sean justas, fluidas y armoniosas. No malgastes tu vida en innecesarias preocupaciones mentales, no te preocupes y ocúpate .

un saludo fraternal

2 Me gusta

MUY BUEN TEMA

MUY INTERESANTE