Cambiando vidas

Cambiando Vidas
6 hrs ·
Que las bendiciones de Dios sean derramadas en todos ustedes, que nuestro Dios que es grande en amor y misericordia les conceda las peticiones de su corazón. Y es mi deseo que en este día a través del programa de hoy usted reciba bendición.
La lectura con la que estaremos dando la apertura al programa de hoy miércoles 2 de Septiembre del 2015, se encuentra en el libro de Jueces 11:30-31 y 34-35
Y Jefté le hizo un juramento solemne al Señor: «Si verdaderamente entregas a los amonitas en mis manos, quien salga primero de la puerta de mi casa a recibirme, cuando yo vuelva de haber vencido a los amonitas, será del Señor y lo ofreceré en holocausto.»
Cuando Jefté volvió a su hogar en Mizpa, salió a recibirlo su hija, bailando al son de las panderetas. Ella era hija única, pues Jefté no tenía otros hijos. Cuando Jefté la vio, se rasgó las vestiduras y exclamó:
—¡Ay, hija mía, me has destrozado por completo! ¡Eres la causa de mi desgracia! Le juré algo al Señor, y no puedo retractarme.
Bendita sea la palabra de Dios! (Jueces 12)
Oración:
Señor, los labios son puertas dobles que se abren para soltar palabras y la oración que elevo hacia ti mi Dios, es que le pongas a esa puerta un guardia, y un centinela. Nuestra lengua cuelga floja que se mece con facilidad sin que nos demos cuenta, nos traiciona haciendo que digamos palabras precipitadas, por eso tengo la necesidad de pedirte un centinela divino que monte guardia. No Señor mío, no permitas que mi corazón se incline a la maldad ni que sea yo cómplice de iniquidades. Señor, no permitas que haga juramentos insensatos.
Y perdóname por ser tan atrevida de pensar que al igual que Jefte, pudiera yo negociar tus bendiciones o impresionarte con promesas de lo que haré por ti, a cambio de lo que espero que hagas tu por mí.
Te pido Señor, que protejas a los que me rodean de mi imaginación y mi lengua imprudente.
Y en todo lo que haga Señor, permite que me sienta satisfecha con solo confiar en ti sin necesidad de tratar de impresionarte.
Te lo pido en el nombre de Jesús. AMEN