๑๑۩๑๑ Amelia Peláez, la maga del color cubano๑๑۩๑๑


Entrada principal del Hotel Habana Libre con el mural de Amelia Peláez.

Tradicionalmente se les llama ‘pintores’ a los artistas que practican el arte de crear cuadros, frescos y en general, decorar superficies de forma innovadora y artística. A partir del siglo XIX, con las nuevas técnicas fotográficas que permitieron retratos inmediatos y mucho más fieles, los pintores ‘de profesión’ se convirtieron en fotógrafos, o se reciclaron como ilustradores gráficos, bocetistas o caricaturistas, mientras que los pintores ‘artistas’ se empezaron a basar en su inspiración personal y no en la comisión de un cliente, unas de esas figuras fue Amelia Peláez, conózcala.


—Amelia Peláez
(Yaguajay, 5 de enero de 1896 - La Habana, 8 de abril de 1968)

Estudió en la Escuela Nacional de San Alejandro, donde recibió influencias del impresionismo académico a través del maestro Leopoldo Romañach Guillén. Realizó su primera exposición en 1924 para posteriormente estudiar en París junto con la cubista rusa Alexandra Exter, tras lo cual comenzó a experimentar con la pintura modernista, así como con obras cerámicas y en vidrio. Con la llegada de la Revolución cubana, Amelia se mantuvo en Cuba hasta su muerte, comprometida con dicha revolución.

Entre sus principales trabajos se encuentran La costurera, Gudinga (1931), Las dos hermanas (1943) y Las muchachas (1943). Tuvo su estudio-taller en La Víbora. Es autora del mural exterior del Hotel Habana Libre, en La Rampa, efectuado en 1957. Representó a Cuba en la Bienal de Venecia y en la de Sao Paulo.

Amelia Peláez sorprende por la fuerza infinita de cada pieza, por la tremenda potencia que parece envolver desde cada cuadro, ¿Cuál es la cubanidad en Amelia?, es el sentido de lo criollo en la vida familiar.


"Hermanas", 1945


Boceto del Mural para la Escuela Normal de Santa Clara, 1937


"Frutero blanco", 1945

Amelia vive en unos momentos donde una serie de artistas, que serían nuestra vanguardia pictórica, optan por no seguir los cánones académicos que imperaban en Cuba, sino que buscaban un cambio en la manera de concebir el arte, y empezaron a concebir el arte como una realidad en sí misma. Cada uno por su vía.

Amelia tiene que ver con el mundo de la familia, la suya, que proviene de las luchas mambisas. La madre de Amelia era una mujer muy culta, dominaba tres idiomas, y cuando Máximo Gómez estaba en Yaguajay y tenía que comunicarse con los americanos en Santiago de Cuba, acudía a la madre de Amelia para comunicarse en inglés. Su familia estaba inmersa en la lucha por una Cuba liberada, aunque nunca fueron a la manigua. Amelia vivió aquello. Eso es una realidad y es la forma en que ella busca la identidad de lo cubano. Esos interiores, esa luz… la luz en la obra de Amelia es importantísima, esa luz que se filtra, esa transparencia, que es lo que más uno extraña cuando sale de Cuba. Eso es característico y no lo puede sentir nadie que no viva aquí.

Se le dice la maga del color cubano por su pintura de colores hermosos y radiantes, como este bodegón criollo, en el que los peces sustituyen a las frutas, en un ambiente mágico de vitrales coloniales.

10 Me gusta

Que linda cultura la Cubana. Estan bella las pinturas.

2 Me gusta

Bello arte! Sus pinturas me recuerdan un poco al brasileño Romero Brito.

1 le gusta

image

1 le gusta

Que chulería todo! Gracis a Siboney por traer este tipo de temas aqui.

Saludos amix aqui estoy visitando tus temas
Feliz inicio de semana


:running_shirt_with_sash:

BELLAS SUS PINTURAS.

http://i.imgur.com/rsjjkle.gif

http://i.imgur.com/BGelpqN.gif

Pasando por tu tema hoy Martes buen dia :mushroom:

http://i.imgur.com/M172AGk.gif